El premio y otros relatos, y Rai y su marmota de Pilar Heredia Perona.

El premio y otros relatos, y Rai y su marmota de Pilar Heredia Perona.
Por Reynaldo Fernández Pavón
La mayor parte de los entendidos comparten la idea de que la literatura infantil se dirige al lector de las primeras edades, se trata en general de textos aptos para los niños y adolescentes, y textos que dirigidos a adultos pueden ser leídos por lectores más jóvenes, en este género literario desde luego se incluyen las obras escritas por los propios niños.

El concepto de literatura infantil, es sin embargo, muy complejo de abarcar; en ocasiones integra todas las manifestaciones que utilizan la palabra con finalidades artísticas, y en otras, encontramos a aquellos que niegan que la literatura debe incluir el apellido infantil -o cualquier otro-, pero en la intimidad de los escritores y compositores, es de común acuerdo que las canciones, poemas, cuentos y relatos, dirigidos a los niños y adolescentes, requieren de un talento peculiar que habita, cada día que pasa, en menos creadores, géneros que posee rasgos que resultan difíciles de definir, sobre todo, cuando se canta o se escribe para niños que no se conciben a imagen y semejanza de los propios adultos, este es el caso que nos ocupa en la lectura de los relatos y cuentos de la escritora española Pilar Heredia Perona.

El premio y otros relatos, y Rai y su marmota y otros cuentos (2017), son libros que pueden definirse como literatura infantil, por la función social que esta escritora otorga a sus obras, creación literaria que posee un profundo arraigo popular presente en la tradición oral de las regiones rurales de España, y que la autora adquirió en aquellos tiempos en que un cuento se utilizaba para dormir a un niño, en pueblos que tardaron mucho en conocer los medios de masivos de comunicación, cuando no existían videojuegos, y sabíamos disfrutar de todas las maravillas que la imaginación desplegaba ante un soldadito de plomo, o con un carrito construido con cuatro chapas de cerveza y una lata de leche condensada.

Lea También:  El Bodeguero: ¿Una luz en las tinieblas?

Mientras leía estos cuentos y relatos me dije: -Qué importante sería para el presente y el futuro de este pequeño planeta, que los padres, antes de irse a la cama, volviesen a sentarse junto a sus hijos menores a leerles cuentos y contestar las preguntas insólitas que suelen hacer los niños antes de dormirse. Veo además otra función muy loable en estos libros de Pilar Heredia: despertar en los adultos la memoria del niño que llevamos por dentro, nadie sabe de hecho lo que hay en el fondo del espíritu humano.

Independientemente de ideologías, creencias y diferencias culturales, estos cuentos transitan de una manera muy especial por el tiempo de la tercera edad, al final de El hermoso gato negro, en la página 86 del libro El premio y otros relatos, hay un epigrama que versa:
El gato
unos días no viene,
otras viene dos veces.
Y recordé a la primera mascota que mi padre trajo a la casa, -Pom-Pom, nombramos a ese perrito- era como un peluche de algodón… Un día al regreso de la escuela, entre corriendo como siempre para jugar con Pom-Pom, pero esa tarde, el perrito no estaba, salió a la calle a sus andadas. No supe lo que le aconteció al pobrecito, -creo que no quisieron decírmelo-…Pero nunca, nunca, he dejado de esperar su regreso…

Cabe destacarse la manera tan personal en que Pilar Heredia describe los sitios que crea la imaginación infantil, siempre más prolífica que el conocimiento – ¿quién no tuvo un amigo imaginario en la primera edad? -. Y valga la intención de inculcar amor a la naturaleza y al resto de las especies, y de mencionar los valores que están en riesgo de extinción.

Lea También:  El Lirio del Prado y la odisea de una nación.

La literatura infantil es la cenicienta del mundo editorial, prueba de ello, lo es el hecho de que los libros de Pilar Heredia Perona, -muy bien editados por cierto-, son ediciones personales, realizadas con mucho esfuerzo por parte de esta escritora en un país como España, donde se patrocina, una enorme cantidad de concursos literarios nacionales e internacionales anualmente.

Transitan por las páginas de los cuentos y relatos de estos dos libros, hermosos osos panda de la China, el onagro de Siria y Siberia meridional, el elefante indio, el zorro polar, el oso malayo, el pavo real y el argalí de las montañas de Asia central, criaturas que esperan por una mano solidaria que les toque para que sigan adornando el mundo. Ojalá que así sea.
Pilar Heredia nació en Tomelloso (Ciudad Real) un 22 de enero de 1944. Ha publicado Versos para andar por casa (2012) El vino, el pan y otros relatos (2015) y el poemario Sin puntos ni Comas (2016).

Pilar Heredia nació en Tomelloso (Ciudad Real) un 22 de enero de 1944. Ha publicado Versos para andar por casa (2012) El vino, el pan y otros relatos (2015) y el poemario Sin puntos ni Comas (2016).

 

¡Compartelo!

Leave a Comment

Specify Facebook App ID and Secret in Super Socializer > Social Login section in admin panel for Facebook Login to work